Amado padre celestial, gracias por tu infinita bondad para conmigo, gracias por enseñarme a través de las pruebas, que tu fidelidad no radica en que nunca tenga que atravesar por circunstancias difíciles, sino que tu fidelidad se revela a nuestras vidas al verte obrando y permaneciendo a nuestro lado en medio del dolor y la necesidad, gracias porque eres experto en usar cualquier escenario por más duro y complicado que me resulte, para trabajar en mi carácter, para formarme mas a tu imagen, pero sobre todo para fortalecer nuestra relación y llevarme mas profundo en tu intimidad.

Reconozco Señor que me he limitado muchas veces a una vida llena de costumbres y apariencias, que he llegado a creer la mentira que nuestra relación se trata simplemente de orar o leer la biblia y durante el resto del día he llegado hasta a ignorarte, a olvidar que me amas y que anhelas celosamente que corra a tus brazos en cualquier momento que atraviese, por eso te pido perdón amado Dios, porque en muchas ocasiones te he tratado como un Dios bombero al que solo llamo cuando la casa está en llamas, al que solo busco cuando las cosas no van tan bien como esperaba o cuando atravieso una prueba o una dificultad.

Pero eres tan perfecto y me amas tanto amado Dios, que hasta permites que atraviese por esos momentos de dolor y de ansiedad, para que vuelva a poner mis ojos en ti, para que mi corazón vuelva a entender y a reconocer la grandeza de tu amor y lo pequeños que son mis problemas en comparación al Dios que pelea por mí, por eso hoy decido quitar mi vista del problema, montarme en los hombros de mi gigante y ver lo que hay detrás, entender que el tiempo de este proceso tuvo su principio, pero también llegará a su final y que grandes son los galardones que me esperan si permanezco fiel y con mi alma, mente y corazón puestos en ti.

Guárdame Señor, de no caer en el pecado del pueblo de Israel en tiempos del profeta Amós, quienes aún siendo procesados de muchas formas, endurecieron su corazón y no se volvieron hacia Dios, hoy clamo a ti para que quites toda la dureza de mi corazón, dame un corazón de cera, que sea fuerte y solido frente al mundo frio y despiadado y frente a las circunstancias y desafíos de la vida, pero que cuando sea expuesto al fuego de tu espíritu, al sonido de tu voz, se derrita de amor por tu presencia y pueda ser transformado cada día mas a tu perfecta imagen.

Usa Señor como solo tu sabes y puedes hacerlo este proceso para pulir mi carácter, si a través de las pruebas has notado que en mi corazón aún hay temores, argumentos o ídolos que vengan a impedir que tu buen propósito conmigo se cumpla, te pido que uses el mismo fuego de la prueba y consumas todo lo que no te agrada, usa esta zaranda para que la basura, para que lo que no tiene peso, lo que no aporta al enorme llamado que tienes conmigo se vaya de mi vida completamente y en mi corazón solo quede aquello que expida aroma agradable ante ti.

Enséñame precioso Dios a usar este periodo temporal de prueba como un testimonio al mundo de tu fidelidad y de tu inmenso amor, renuncio a vivir mostrándole al mundo una imagen de víctima, consagro aún mis pruebas como la oportunidad perfecta para testificar al mundo acerca de mi fe, quiero gritarle al mundo entero que la vida cristiana no es la ausencia de problemas, sino la presencia constante de Dios en cualquier escenario en el que tengamos que caminar, que si tu vas conmigo yo no tengo miedo, que puedo caminar confiado como dice tu palabra aunque tenga que caminar entre leones, serpientes y escorpiones.

Hoy levanto en tu nombre Señor estandarte de victoria, grito de júbilo y celebro anticipadamente porque sé y estoy seguro que nada se escapa de tu poderosa mano, tomado de tu mano cruzaré este valle y llegaré triunfante al cumplimiento de tus sueños y tus planes para mi vida, todo plan del enemigo que quería verme frustrado o desanimado en medio de mi prueba será truncado, porque en medio de la cárcel de la prueba al igual que silas y pablo, levantaré alabanza y proclamaré a viva voz tus promesas. En el nombre de Jesús.

Amén.

Leave a comment